Hola, ¿Qué estás buscando?

Europa Directo – Noticias Europeas e Internacionales

Ciencia

China reclama la supremacía cuántica con su procesador Zuchongzhi

Poco a poco, aunque de forma continuada, el mundo de la computación cuántica va dando pequeños pasos para consolidarse. Hasta ahora, Google andaba a la cabeza después de proclamar en 2019 que había conseguido la supremacía cuántica, es decir, conseguir que su equipo cuántico realizase una tarea que al mejor superordenador del momento le había costado años. Sin embargo, esta afirmación no estuvo exenta de polémica y muchas fueron las voces que afirmaron que el logro no era tan disruptivo. Ahora, investigadores chinos afirman que su computadora cuántica de 66 cúbits, Zuchongzhi, puede llevar a cabo un trabajo más complicado y en menos tiempo. Los resultados se han hecho públicos en el sitio de preimpresión Arxiv, si bien el estudio aún no ha sido revisado por pares.

El rendimiento de Zuchongzhi es indudablemente impresionante: consiguió terminar una tarea en 70 minutos, muy por debajo de los ocho años que tardaría el mejor ordenador clásico hasta la fecha, según afirman los autores. Es por ello que el ordenador chino puede reclamar la ansiada supremacía cuántica. «Nuestro trabajo establece una ventaja computacional cuántica inequívoca que es inviable para la computación clásica en una cantidad de tiempo razonable -explican los investigadores de la Universidad de Ciencia y Tecnología de China-. La plataforma de computación cuántica programable y de alta precisión abre una nueva puerta para explorar nuevos fenómenos de muchos cuerpos e implementar algoritmos cuánticos complejos».

Los cúbits, o bits cuánticos, tienen una ventaja sobre los bits de la computación clásica: pueden ser 1 y 0 a la vez, lo que aumenta exponencialmente sus aplicaciones. Sin embargo, estos sistemas aún son muy inestables, pudiendo funcionar correctamente a penas unos segundos en condiciones muy limitadas de bajas temperaturas y presiones. Sin embargo, cada vez se está consiguiendo ampliar el número de cúbits disponibles. En esta investigación en particular, Zuchongzhi utilizó 56 qubits (de los 66 disponibles, una docena más que en el experimento de Google) para abordar un problema informático muy conocido, pero a la vez muy complejo para las máquinas clásicas: muestrear la distribución de salida de circuitos cuánticos aleatorios.

Los autores afirman que la tarea era de 100 a 1.000 veces más complicada que la que llevó a cabo Sycamore, el procesador de Google de 54 cúbits y una de las computadoras cuánticas de referencia. Sin embargo, entre ambos equipos existen diferencias: mientras que Google basa su tecnología en electrones y cúbits superconductores, Zuchongzhi usa circuitos ópticos y fotones para administrar y procesar sus cúbits. Esto hace que sea complicado comparar ambos equipos y sus resultados. Pero también tienen algo en común: ambos fueron creados para realizar una tarea específica y demostrar la supremacía cuántica.

«El experimento de este estudio trata de una tarea creada ‘ad hoc’ para demostrar la supremacía cuántica. Igual que el experimento de Google, pero mejorado», explica a ABC Antonio Acín, físico teórico e investigador de Icrea, en el Institut de Ciències Fotòniques (ICFO). «Son pasos muy interesantes de cara a tener un ordenador cuántico funcional, pero lo realmente interesante será poder reducir el ‘ruido’ de los sistemas y conseguir eliminar errores», apunta.

Al respecto, esta misma semana Google publicaba un estudio en la revista ‘Nature’ en el que demostraba cómo añadiendo más cúbits físicos al sistema se podrían reducir errores gracias a la redundancia, un concepto teórico que aún no se había demostrado de forma práctica. «Todos estos experimentos tienen mucha relevancia académica, pero aún queda tiempo para que podamos ver aplicaciones reales», afirma Acín, cuyo equipo trabaja con simuladores cuánticos para empezar a aprovechar las ventajas de este sistema, que promete cambios disruptivos. Aunque todo indica que aún habrá que esperar un poco más.

Advertisement. Scroll to continue reading.

Este artículo ha sido publicado originalmente en este sitio

Advertisement
Advertisement

Tecnología

Según a qué nos dediquemos, qué recordemos de la ESO o puede que según nuestras aficiones, estaremos más o menos familiarizados con la medición...

Madrid

El titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Pozuelo de Alarcón ha acordado este viernes prisión provisional comunicada y sin...

Opinión

Recién nombrado secretario de Estado de Relaciones con las Cortes, Rafael Simancas aseguró ayer que en el caso Plus Ultra, ya judicializado, el Gobierno...

Internacional

La Fiscalía de El Salvador ordenó la detención del expresidente del país Salvador Sánchez Cerén por presunto blanqueo de capitales durante su etapa como...

Cataluña

Tres (todos independientes) de los once miembros de la Junta de Gobierno del Instituto Catalán de Finanzas (ICF) dimitieron el lunes, solo unas horas...

Gastronomia

En 1983, Pablo Juárez, Aniceto Mesías y Marcelino Díaz elaboran 5000 botellas de cava en Bodegas Inviosa (antes, una se descorchó en la Fiesta...

Economía

El BCE ha levantado el veto al reparto de dividendos a la banca, la cual podrá volver a remunerar a sus accionistas desde el...

Deportes

Jornada redonda hoy en Puerto Real, Cádiz, para el segundo asalto del Campeonato Ibérico de Optimist que se celebra en el IX Trofeo de...

Deportes

Ha sido el gran ausente de la ceremonia de inauguración y a la hora de los discursos oficiales, tanto la presidenta de Tokio 2020,...

Deportes

Las ceremonias de apertura de unos Juegos Olímpicos son a veces bonitas y a veces emocionantes, tienen ratos sorprendentes y ratos anodinos, sirven para...

Advertisement