Connect with us

Hi, what are you looking for?

Europa Directo – Noticias Europeas e InternacionalesEuropa Directo – Noticias Europeas e Internacionales

Ciencia

Científicos de Cambridge afirman que la regla de los dos metros de distancia es una «medida arbitraria»

El distanciamiento social a un mínimo de dos metros fue una de las medidas más recurrentes en todo el mundo para evitar la propagación del Covid-19. Sin embargo, un nuevo estudio llevado a cabo por ingenieros de la Universidad de Cambridge afirma que esta distancia es «altamente aleatoria» y que, en realidad, estar alejados unos de otros a pocos metros sin ninguna otra protección es inútil. El trabajo acaba de ser publicado en la revista ‘Physics of Fluids’.

El grupo de investigadores quería saber cómo se propagan las gotas cuando la gente tose din utilizar mascarilla usando modelos informáticos que dieran pistas sobre sus posibles ‘caminos’. Al revisar los datos se percataron de la aleatoriedad de las toses de cada persona, y que la distancia ‘segura’ podría haberse establecido con mismos resultados entre uno a tres o incluso más metros, dependiendo de «la tolerancia al riesgo de cada autoridad de salud pública estatal». Es decir, que una persona con Covid-19 puede infectar a otra a dos metros de distancia, incluso al aire libre.

«Los resultados sugieren que el distanciamiento social no es una medida de mitigación efectiva por sí sola», escriben los autores, quienes subrayan la importancia de la ventilación, las mascarillas y, sobre todo, la vacunación «más aún cuando nos acercamos a los meses de invierno en el hemisferio norte», apuntan.

Lo aleatorio de nuestra tos
Al tener en cuenta el flujo del aire, el movimiento de las gotas y la evaporación, los investigadores liderados por Epaminondas Mastorakos, del Departamento de Ingeniería de Cambridge, encontraron que, sin ninguna medida de seguridad, no hay un corte brusco una vez que las gotas se extienden más allá de los dos metros. Es decir, que cuando una persona tose y no está usando una mascarilla, la mayoría de las gotas más grandes caerán sobre superficies cercanas, pero las más pequeñas pueden extenderse rápida y fácilmente más allá de los dos metros. Y, según señalan, la distancia y la rapidez con que se propagan estos aerosoles dependerá de la calidad de la ventilación de la habitación.

En realidad, ya existían estudios que apuntaban a que los dos metros de distancia social podían no ser suficientes. O que incluso las motas de polen podían transportar más lejos el virus en exteriores. Sin embargo, la mayoría coinciden en que el uso combinado de varias medidas de seguridad, como distancia social, mascarillas y ventilación adecuada puede reducir su contagio.

Pero, aún así, seguir estos pasos a rajatabla tampoco nos inmuniza al 100%. «Cada vez que tosemos, podemos emitir una cantidad diferente de líquido, por lo que si una persona está infectada, podría estar emitiendo muchas partículas de virus o muy pocas», explica Shrey Trivedi, también del Departamento de Ingeniería y primer autor del estudio. «Pero, incluso si expulso la misma cantidad de gotas cada vez que toso, debido a que el flujo es turbulento, hay fluctuaciones», apunta Mastorakos por su parte. «Si estoy tosiendo, las fluctuaciones en la velocidad, la temperatura y la humedad del aire pueden significar una marca muy superior a la de los dos metros estipulada». Y estudios anteriores afirman, además, que la propagación del virus también depende de la carga vírica del enfermo, por lo que hay muchas más variables que tan solo la distancia de seguridad.

Insistencia en la vacunación
Por todo ello, los autores afirman que si bien la regla de los dos metros es un «mensaje eficaz y fácil de recordar» para la sociedad, no es una medida totalmente segura, «dada la gran cantidad de variables asociadas con un virus en el aire». Y algo similar ocurre con la ventilación, las mascarillas e incluso con las vacunas que, «aunque no son 100% efectivas, son vitales para contener el virus».

«Todos estamos desesperados por ver la parte el fin de esta pandemia, pero recomendamos encarecidamente que las personas sigan usando mascarillas en espacios interiores como oficinas, aulas y tiendas -señala Mastorakos-. No hay una buena razón para exponerse a este riesgo mientras el virus esté con nosotros».

Este artículo ha sido publicado originalmente en este sitio.

Tecnología

El ‘Infojobs del Gobierno’ ya es oficial. El Consejo de Ministros ha aprobado este viernes el anteproyecto de ley que regulará este nuevo servicio...

Tecnología

Lo de mirar a los ojos a quien te habla va mucho más allá de las normas de educación elementales. Estudios hay —como los...

Cataluña

La web impulsada Plataforma por la Lengua, la ONG del catalán acusada de espiar a los alumnos en el patio, y la Federación Nacional...

Opinión

Las declaraciones de Yolanda Díaz, vicepresidenta segunda del Gobierno, sobre la pandemia deberían provocar la dimisión en bloque del equipo de Pedro Sánchez, con...

Cataluña

El consejero catalán de Salud, Josep Maria Argimon, ha informado hoy de la detección en Cataluña de dos casos de la variante omicron del...

Bienestar

No son inusuales las presentaciones de datos como los de la Figura 1 (que representa 50 ingresos de no vacunados y 40 de vacunados...

Cataluña

El Síndic de Greuges insta al Departamento de Educación de la Generalitat a mejorar sus protocolos contra el acoso escolar tras el suicidio de...

Cataluña

Un yihadista «fuertemente radicalizado» que adoctrinaba a nuevos adeptos. La Policía Nacional lo detuvo en Tarragona este miércoles, donde trabajaba como agricultor, tras detectar...

Advertisement