Connect with us

Hi, what are you looking for?

Europa Directo – Noticias Europeas e InternacionalesEuropa Directo – Noticias Europeas e Internacionales

Economía

UGT y CC.OO. indultan al Gobierno y amenazan a las empresas con un «polvorín social» si no suben salarios

Embarcados en un idilio casi permanente con el Gobierno de coalición de izquierdas, CCOO y UGT han optado por atemperar las legítimas reivindicaciones que se podrían plantear al poder político en un contexto de empobrecimiento galopante de los trabajadores como consecuencia de una inflación anclada en niveles próximos al 10% y por orientar el emblemático altavoz del Primero de Mayo -Día Internacional del Trabajo y Fiesta Mayor del mundo sindical- hacia los oídos de las empresas, a las que amenazan con un «polvorín social» si no se avienen a satisfacer sus reivindicaciones salariales en la negociación colectiva.

Este domingo miles de cuadros sindicales, simpatizantes y trabajadores saldrán a la calle en 60 ciudades de España bajo el lema ‘La Solución. Subir salarios. Contener precios. Más igualdad’ para exigir a las empresas que contengan precios y suban los salarios de los trabajadores. El Manifiesto de esta nueva edición del Primero de Mayo exime al Gobierno de cualquier responsabilidad por los efectos sobre el poder adquisitivo de los trabajadores de la espiral inflacionista y señala de forma explícita a las empresas, a las que acusa de «intentar hacer caja de una forma irresponsable» con la espiral inflacionista y de «poner en riesgo la recuperación económica» por su resistencia a aceptar la generalización de las cláusulas de revisión salarial en los convenios colectivos.

«Rechazar estas cláusulas, como están haciendo las asociaciones empresariales, es una forma muy oportunista de intentar hacer caja de una manera irresponsable. Estamos atravesando un momento donde las fórmulas de revisión salarial son totalmente necesarias. Porque la desigualdad también frena el crecimiento económico, no podemos consentir que se pretenda salir de esta crisis, a costa de devaluar los salarios, de generar más pobreza laboral y mayor desigualdad social», remacha el Manifiesto, tras saludar «que el Gobierno haya tomado medidas para afrontar las consecuencias generadas por la guerra en Ucrania».

Una mínima referencia a que esas medidas de contención podrían resultar insuficientes y, eso sí, una crítica directa al controvertido reposicionamiento histórico del Gobierno en el conflicto del Sahara Occidental constituyen los únicos peros que los sindicatos detectan en la acción gubernamental, que ensalzan de forma implícita al felicitarse de la nueva regulación de los ERTE, de «la modificación de los elementos nucleares de la reforma laboral de 2012» y por su apuesta por el mantenimiento y la estabilidad en el empleo.

Las declaraciones realizadas esta semana por los dos principales líderes sindicales, Unai Sordo (CCOO) y Pepe Álvarez (UGT) no dejan lugar a la duda. Los sindicatos han puesto en su diana a la CEOE y están dispuestos a salir a la calle para presionar a las empresas para que cedan también en la negociación interna en las empresas.

«La CEOE tiene que ser consciente de que si no hay acuerdo para renovar el pacto de convenios, la situación de conflictividad en España crecerá de manera exponencial. No nos vamos a quedar de brazos cruzados y vamos a dejar que los convenios sigan su suerte sin dar una respuesta», han advertido esta semana Álvarez y Sordo, en una escalada de declaraciones que no descartan que derive en una movilización general en las calles contra las empresas. «No sólo lo haremos convenio a convenio, sino también uniendo a todos los sectores que tienen que negociar sus convenios», han advertido.

Los sindicatos cuestionan que CEOE se resista a recomendar la generalización de las cláusulas de revisión salarial en los convenios y que pretenda que esta recomendación se limite a recuperar ese poder adquisitivo cuando pase la espiral inflacionista. La organización empresarial mantiene su relato de que debe ser cada empresa la que decida como adaptarse a la presión de precios de la Administración y sostiene también que las empresas no están trasladando todos los incrementos de sus costes de producción a los precios finales, como sugieren los sindicatos, sino que están cargando buena parte de los mismos contra sus márgenes empresariales, algo que confirman los datos del Banco de España.

Este artículo ha sido publicado originalmente en este sitio.

Tecnología

Los sistemas de conducción autónoma parecen evolucionar a dos velocidades distintas. De momento, funcionan satisfactoriamente sólo donde una gran compañía ha puesto especial interés....

deportes

En el paddock medio vacío de Montmeló los pasajeros de la Fórmula 1 buscan sombras para charlar. Ingenieros, encargados de prensa y técnicos de...

Madrid

El calor nos lleva a refugiarnos en los extremos en cuanto a planes para este fin de semana: la sala refrigerada de un cine...

Economía

El emir de Catar Tamim bin Hamad al Thani ha anunciado este martes que ha dado instrucciones para incrementar las inversiones que su país...

Tecnología

Cada vez más estudios muestran evidencias sobre los beneficios del teletrabajo para los españoles. El último de ellos que se ha publicado al respecto,...

Tecnología

Triple lanzamiento hoy por parte de OnePlus. La compañía acaba de presentar en España el OnePlus Nord 2T, uno de sus gama media más...

Cataluña

«Sí, será un honor y una alegría poder optar al tercer mandato a la alcaldía para consolidar el proyecto de la Barcelona del futuro»....

Tecnología

Que sufrimos un “episodio cálido» que roza lo histórico no es ninguna novedad: no hacen falta series temporales, ni complejos modelos de predicción meteorológica;...

Advertisement